lainformacion.comSalud

Practicopedia > Categorías > Salud > Enfermedades y trastornos > Cómo se desarrolla y detecta el cáncer de cuello de útero

Cómo se desarrolla y detecta el cáncer de cuello de útero

El virus del papiloma humano es el principal responsable de esta enfermedad

cancer utero_0.jpg
La mayoría de los casos de cáncer de útero se diagnostican entre los 35 y los 50 años. FOTO: Getty Images.

27/03/2015 por: Santytp

Detrás del cáncer de mama, el de cuello de útero es el segundo cáncer más frecuente en mujeres de todo el mundo. Aunque la incidencia en España se puede considerar muy baja -7 casos por cada 100.000 mujeres-, cada año se detecta medio millón de pacientes en todo el mundo, según datos de la Asociación Española Contra el Cáncer. En este practicograma descubrirás cómo se desarrolla esta enfermedad y cuáles son los síntomas previos a su diagnóstico.

  1. 1 ¿Qué es el virus del papiloma humano?
    Paso 1

    El cáncer de cuello uterino se origina en las células que revisten esta parte del útero. También llamado cáncer de cérvix uterino, en el 91% de los casos tiene como origen la infección de un virus -a través de relaciones sexuales- conocido como papiloma humano.

    "En esta infección pueden intervenir más de 100 tipos de virus", comenta Francisco del Moral, ginecólogo del Hospital Vithas Nuestra Señora de la Salud. Sin embargo, matiza, sólo unos 15 de estos subtipos tienen capacidad para provocar la "transformación maligna de las células" que infectan y generar cáncer. (FOTO: Sanofi Pasteur)

  2. 2 Más factores que desencadenan el cáncer de útero.

    Ciertos factores pueden favorecer la infección del virus del papiloma o la progresiva generación de cáncer de útero en aquellos pacientes ya infectados. El doctor Francisco del Moral esquematiza algunos de ellos:

    - El consumo de tabaco.
    - Uso prolongado de antidepresivos.
    - La promiscuidad sexual.
    - Diabetes.
    - Elevada presión arterial.

  3. 3 Una enfermedad progresiva durante casi 20 años.

    El cáncer de cuello de útero comienza con cambios lentos y progresivos en las células normales. "Se transforman gradualmente en cambios precancerosos, que finalmente pueden derivar en cáncer", explica el doctor Francisco Mateos Burguillo, profesor de Medicina de la Universidad Europea.

    El ginecólogo, que forma parte del Hospital Universitario de Getafe, afirma que la progresión de la lesión puede durar "hasta 20 años". Respecto al perfil de pacientes, en general afecta a mujeres entre 35 y 55 años.

  4. 4 ¿Hay síntomas que detectan este cáncer?

    Por norma general, las primeras fases del cáncer de cuello de útero suelen ser "asintomáticas", por tanto, el paciente no percibe grandes cambios en su cuerpo que le hagan sospechar de la enfermedad. "En la mayoría de los casos se detecta el cáncer de forma casual, por pruebas rutinarias", apunta el doctor Mateos.

    Por mencionar algún posible síntoma, el doctor destaca el posible sangrado postcoital o entre dos menstruaciones. Asimismo, también puede producirse un aumento en las secreciones vaginales.

  5. 5 Vacunas y test, principales medidas de prevención.

    El cáncer de cuello de útero se puede prevenir. Desde la Sociedad Española de Ginecología y Obstetricia, se explica que la prevención se realiza principalmente mediante métodos de detección precoz, es decir, citologías y test de VPH (virus del papiloma).

    Asimismo existe vacunación para prevenir la infección del virus. Esta vacuna está financiada de forma gratuita en niñas menores de 14 años -depende de cada Comunidad Autónoma-, pero es de pago en el resto de la población.

    Daniel Andía, jefe de Ginecología del Hospital Universitario de Basurto recomienda adquirir esta vacuna -a todas las familias que puedan-, incluso en pacientes que hubieran sido contagiados por el VPH. "Supone una protección adicional contra otros subtipos del virus y, además, ayuda a aumentar el nivel de anticuerpos", apunta.

  6. 6 Tratamiento contra el cáncer.

    El tratamiento dependerá del estado de la enfermedad en el momento de ser diagnosticada a cada paciente. Así pues, puede ir desde revisiones más frecuentes para controlar la evolución, hasta la posibilidad de tener que pasar por una extirpación parcial o total del útero, o incluso tratamientos con radioterapia y quimioterapia.

    En los escenarios precancerosos, es decir, cuando se detecta la lesión a tiempo, se suele realizar una "conización". El doctor Daniel Andía explica que esta pequeña cirugía "extirpa" la parte afectada. "Se realiza con anestesia local y no suele generar complicaciones", manifiesta.

  7. 7 ¿Problemas con embarazos futuros?

    El cuello uterino conecta el cuerpo del útero con la vagina, el canal por donde nace el bebé. Por este motivo, suele pensarse que una de las consecuencias del cáncer de útero es su incompatibilidad con la maternidad. Sin embargo, esto no tiene por qué ser siempre así.

    "Si el cáncer se detecta en un estado inicial no suele haber problema para tener hijos una vez haya sido vencida la enfermedad", remarca el doctor Francisco Mateos. El ginecólogo confirma que todo depende de cada caso, pero añade: "La cirugía ha avanzado mucho".

    En función del tamaño del tumor y la zona afectada se puede "salvar" el útero y los ovarios, lo que permitirá futuros embarazos.

  8. 8 ¿Más información?

    Si quieres conocer más, visita la sección 'Enfermedades y trastornos' en la categoría de 'Salud'. También puede que te interesen los siguientes practicogramas:

    - 'Cómo prevenir el cáncer con una buena alimentación'.

    - 'Cómo prevenir un cáncer de mama'.

    - 'Cómo saber cuándo acudir a hacerte una mamografía'.

 

Subido el 27/03/2015 por:

Artículos relacionados